Se estrena película hondureña “Cipotes”

Después de ocho meses de producción, “Cipotes la película” está lista para exhibirse a partir de este 27 de julio hasta el 2 de agosto en las salas de cines en todo el país.
Antes del lanzamiento oficial, la Marca Honduras presentó en Metrocinema Novacentro la premier de esta nueva película hondureña, una de las producciones cinematográficas más esperadas del año, producida por Boris Lara y protagonizada por un elenco selecto de actores hondureños.
Aprovechando el lanzamiento representantes de la Marca Honduras entregaron al hijo del escritor, Carlos Amaya, una placa de reconocimiento póstumo a Ramón Amaya Amador, por haber sido un hondureño destacado y haber entregado a su país un importante legado literario.
“Cipotes la película” fue producida sin muchas dificultades por la apertura, los espacios y oportunidades que el Gobierno del presidente Juan Orlando Hernández viene ofreciendo desde el inicio de su gestión al cine nacional.
A la premier fueron invitados el cuerpo diplomático y funcionarios del Gobierno.
El embajador de Argentina, Juan José Castelli, alabó y celebró esta iniciativa del Gobierno para apoyar el cine catracho, y consideró que “Cipotes la película” sin duda será un éxito porque cuenta la historia sobre hechos reales.
Basada en la novela “Cipotes” de Ramón Amaya Amador, “Cipotes la película” retrata la cruda realidad de dos lustrabotas del parque central de Tegucigalpa, Folopo y Catica, quienes luchan ante las adversidades de la vida, con una subyacente crítica al sistema.
“Lo importante en la historia es que vemos cómo, contra todas las dificultades, la esperanza de los niños nunca se pierde, y ellos dentro de su precariedad de vida siempre ven de manera positiva y tienen ganas de superarse”, señaló Lara al enfatizar en que ellos hacen lo posible por seguir luchando contra todo lo que está mal para salir adelante.
Según relato de sus productores, el rodaje, producción y posproducción de la cinta cuenta con el apoyo del Consejo Nacional de Inversiones (CNI), la estrategia de Marca Honduras y reconocidas empresas privadas.
De acuerdo a lo expresado por Boris Lara, “con una acertada Ley de Cine esto será más fácil para el cineasta, para hacer sus producciones y crear más cultura a través del arte cinematográfico”, y se mostró complacido por culminar la película después de dos años de preparación y ocho meses de producción.
Por su parte, Carlos Amaya, hijo del periodista y escritor Ramón Amaya Amador, dijo que “la producción filmográfica del séptimo arte en nuestro país está recibiendo mucho apoyo del Gobierno y de la Marca Honduras, así como de otras empresas”.

Categorias: